advertir del riesgo de la salud

Ago 28

Monsanto, productora de agroquímicos y biotecnología, ha sido condenada por un jurado del Tribunal de California a indemnizar con 289 millones de dólares (más de 252 millones de euros) a un hombre que aseguró que el cáncer terminal que padece es consecuencia de la exposición a uno de los productos de la compañía con herbicida glifosato. El jurado determinó que era sustancialmente necesario advertir del riesgo de la salud que suponía dicho producto.

Según The Guardian, el abogado de la compañía Monsanto alegó que los productos basados en glifosato no suponían riesgo para la salud. De hecho, uno de los vicepresidentes de Monsanto señaló en un comunicado de prensa lo siguiente:

Mostramos nuestra empatía con el señor Johnson y su familia. La decisión de hoy no cambia el hecho de que más de 800 estudios y revisiones -y conclusiones de la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. (EPA), el Instituto Nacional de Salud de EE.UU. (NIH) y autoridades regulatorias en todo el mundo- apoyan el hecho de que el glifosato no causa cáncer.

Sin embargo, diferentes estudios han sugerido lo contrario, siendo clasificado el glifosato en 2015 como sustancia “probablemente cancerígena para los seres humanos”.

Tal y como se ha mencionado previamente, es imprescindible informar sobre los riesgos a los cuales se exponen aquellas personas que utilizan un producto determinado, hecho que no se llevó a cabo con el herbicida Round-up.

El afectado afirma que utilizó de manera frecuente el producto Round-up de Monsanto mientras trabajó en el distrito escolar de San Francisco como jardinero.

La necesidad de advertir del riesgo de la salud

Como bien informa el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo, a veces no se comunica la presencia de productos químicos en el ambiente laboral.

No obstante, es precisamente necesario conocer y evaluar los riesgos derivados del uso o exposición con la finalidad de conseguir un estado de seguridad y salud adecuado para los trabajadores.

Asimismo, los empleados deben conocer adecuadamente los productos con los que trabaja y cómo llevar a cabo su aplicación o utilización correctamente. Este paso es totalmente necesario para la labor de prevención o minimización de riesgos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *