desplazamiento de trabajadores

Mar 17

Pese al cierre de numerosos comercios, muchos otros mantienen su actividad, lo que provoca desplazamientos de sus empleados en un momento de confinamiento. Para evitar problemas con las autoridades os dejamos aquí el Modelo de Autorización de Desplazamiento de Trabajadores que podrás descargar en DOCX y adaptar a tu negocio.

Situaciones por las que está permitido salir a la calle durante el estado de alarma, incluido el desplazamiento de trabajadores

Estas son las situaciones recogidas por la ley en las que es posible circular por la calle:

  1. Adquisición de alimentos, productos farmacéuticos y de primera necesidad.
  2. Asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios.
  3. Desplazamiento de trabajadores para efectuar su prestación laboral, profesional o empresarial.
  4. Retorno al lugar de residencia habitual.
  5. Asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables.
  6. Desplazamiento a entidades financieras y de seguros.
  7. Por causa de fuerza mayor o situación de necesidad.
  8. Cualquier otra actividad de análoga naturaleza que habrá de hacerse individualmente, salvo que se acompañe a personas con discapacidad o por otra causa justificada.

En la web GSL Servicios de Prevención podrás informarte sobre novedades sobre el COVID-19 y descargar documentos de interés como este documento.

¿Qué es el Estado de Alarma?

El estado de alarma, regulado por la Ley Orgánica 4/1981 de 1 de Junio, establece una serie de medidas que os resumimos:

a/ El gobierno tiene la potestad de limitar la circulación o permanencia de personas o vehículos en horas y lugares determinados, o condicionarlas al cumplimiento de requisitos. Esto permite al ejecutivo eliminar posibles concentraciones masivas de ciudadanos en puntos como centros comerciales, evitando el contagio de los mismos.

b/ Potestad para requisar temporalmente todo tipo de bienes e imponer prestaciones personales obligatorias. 

c/ Intervenir y ocupar transitoriamente industrias, fábricas, talleres, explotaciones o locales de cualquier naturaleza, con excepción de domicilios privados, dando cuenta de ello a los ministerios interesados.

d/ Limitar o racionar el uso de servicios o el consumo de artículos de primera necesidad.

e/ Impartir las órdenes necesarias para asegurar el abastecimiento de los mercados y el funcionamiento de los servicios de los centros de producción afectados por el apartado d) del artículo cuarto.

Aparte de todo ello, este estado hace que todas las autoridades civiles, cuerpos policiales autonómicos, locales y demás funcionarios quedan a la orden de la autoridad competente designada por real decreto. La autoridad puede imponerles “servicios extraordinarios por su duración o por su naturaleza”, añade la ley.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *