Trabajadores especialmente sensibles

Abr 13

¿Quiénes son los trabajadores especialmente sensibles?

La legislación española establece que los servicios de prevención de riesgos laborales deben adaptarse a los trabajadores especialmente sensibles. Pero, ¿quiénes son estos trabajadores? En este artículo te contamos cuál es su perfil y cómo debes reconocerlos dentro de tu empresa, para poder adaptar sus condiciones de trabajo y garantizar su seguridad.

Trabajadores especialmente sensibles

¿Qué se considera un trabajador especialmente sensible?

Son aquellos que por sus características personales o estado biológico, sean especialmente sensibles a los riesgos derivados de su puesto de trabajo. Incluye aquellas personas que tengan reconocida una discapacidad física, psíquica o sensorial.

Independientemente de su pertenencia a un colectivo determinado: por sexo, estado de salud, edad, tipo de contrato…), estos trabajadores puede mostrar unas características personales, que le hacen especialmente sensible a los factores de riesgos laborales. O cuyos riesgos propios puedan empeorar debido al desempeño de sus funciones.

Es importante conocer que los empleados, en ningún caso desempeñarán sus funciones donde puedan ponerse en situación de peligro. Tanto a sí mismos, como a los demás trabajadores u otras personas relacionadas con la empresa.

En general, cuando se encuentren manifiestamente en estados o situaciones transitorias que no respondan a las exigencias psicofísicas de los respectivos puestos de trabajo.

Trabajadores especialmente sensibles

Vigilancia de la fertilidad en el trabajo

La legislación en la que se recogen las definiciones relacionadas con esta materia es la Ley de Prevención de Riesgos Laborales. Específicamente los artículos 25, 26 y 27. En ellos se hace hincapié en la protección a los trabajadores menores de edad y mujeres embarazadas.

Además, el empresario debe tener en cuenta las evaluaciones de los factores de riesgo. Y todo lo que pueda incidir en la función de procreación de los trabajadores y trabajadoras.

Se alertará sobre la exposición a agentes físicos, químicos y biológicos que pudieran estar influyendo en la capacidad fértil de las personas. Entre estos se encuentran partículas que puedan ejercer efectos mutagénicos o partículas tóxicas. Tanto en la capacidad de procreación como del desarrollo de la descendencia.

Esta vigilancia se desarrollará con el objetivo de asumir las medidas preventivas necesarias y correctas. Conocer a los trabajadores especialmente sensibles, es una ventaja para poder aplicar una prevención de riesgos adecuada, responsable y legal.


Artículos relacionados
¿Los trabajadores autónomos deben contratar un servicio de prevención?
¿Qué trabajadores deben incluirse en el plan de prevención de mi empresa?
¿Qué debe incluir un servicio mínimo de vigilancia de la salud colectiva?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *